El color de nuestros ojos, el tipo de piel, las arrugas, las ojeras, las facciones,… todo nuestro rostro habla de nosotras, de nuestra salud, de nuestro estado emocional, de nuestra alimentación.
Alegrías, disgustos, penas, carácter, dudas, personalidad… Las arrugas muestran mucho más de lo que podemos imaginar. Sin saberlo, nuestro rostro ofrece información sobre nuestras vivencias y la forma de tomarnos la vida.
Según Edward Laidlrich, las personas con arrugas recuerdan lo positivo y negativo del pasado, estando más preparadas para el futuro. Contrariamente, las personas sin arrugas tienden a imaginar el porvenir, viviendo un mundo de sueños, con demasiado optimismo o ingenuidad, no aprovechan el pasado como experiencia y se sienten jóvenes hasta avanzada edad.

Edward Laidrich atribuye las siguientes características a estas 12 líneas:

Línea marciana: En Morfopsicología y cirugía estética se le conoce por “surco nasogeniano”, y parte desde las aletas de la nariz hasta las comisuras de la boca, y en algunos casos llega hasta el mentón. Indica que el sujeto defiende sus ideas. En una persona negativa, es la oposición sistemática al entorno.

Línea mercurial: Va desde el rabillo del ojo, hasta el final de la mejilla. Es un signo de torpeza, de ineptitud. La suelen tener los disminuidos psíquicos.

Línea lunar: Se trata de personas que han conseguido rápido sus objetivos. Suelen estar agotados por haber «escalado» tan deprisa.

Líneas sexuales: Parten del rabillo del ojo y se abren en abanico. Relación con los abusos nerviosos y sexuales. Si se encuentran en niños, significa que su actividad no es la adecuada para la edad.

Líneas venusinas: Son las llamadas «patas de gallo» que aparecen con los años. Significa que la persona es alegre y romántica. Contrariamente, muchos fisonomistas le atribuyen alegría artificial.

Líneas de disipación: Cuelgan bajo las cejas.Por norma general es falta de concentración, y posible uso de estupefacientes o alcoholismo.

Líneas intelectuales frontales: Si son profundas es indicador de adecuada y gran concentración. Vivencia de los problemas. En Morfopsicología se dice que «el mundo no es como ellos quieren». Las personas que no viven los problemas muestran una frente lisa.

Líneas verticales del entrecejo o vena frontalis: Indican espíritu aventurero, inteligencia activa, entusiasmo. Voluntad para encajar los cambios. Puede denotar una mentalidad despierta y inquieta.

Comisuras caídas: Indica que la persona esperaba más de la vida, que ha recibido poco afecto, sobre todo en el plano físico o sexual.

Hendidura del mentón: prudencia y ritmo. Pero también puede significar que el individuo es vanidoso o se sobrevalora.

Línea jupiterina: Se forma entre la boca y el mentón. Obstinación, testarudez, dificulta abandonar el propio punto de vista.

Línea del Ovulo de la oreja: Si se forma esta línea, el lóbulo se adelanta. No es muy frecuente, pero indica vulgaridad sexual y oposición al otro sexo.

Paul Ekman, profesor emérito de Psicología en la Universidad de California en San Francisco, afirma que básicamente son siete emociones las que se reflejan en el rostro: alegría, sorpresa, temor, angustia, miedo, asco y desprecio. Agrega que todo lo que piensas y sientes a lo largo del día, así como las experiencias acumuladas se dibujan en tu rostro inevitablemente, aunque trates de ocultarlo.

Al dividir el rostro en zonas, se afirma que la parte superior se relaciona con lo mental, intelectual y procesos lógicos. La media con la emoción, así como con la capacidad de adaptación. En tanto la zona inferior simboliza la voluntad, disciplina y constancia».

ARRUGAS EN LA FRENTE

Líneas verticales: Están relacionadas con personas creativas, con intereses muy diversos y un pensamiento muy activo. Este tipo de arrugas denota ira y enfado. Si aparecen en el ojo derecho los problemas tienen relación con la vida personal, mientras que si se originan en el ojo izquierdo las preocupaciones tienen que ver con la vida pública o la carrera profesional.

Líneas horizontales: Estas líneas que aparecen naturalmente cuando gesticulamos, con el tiempo suelen aparecer permanentemente marcadas. Además de ser más habituales en personas con muchas preocupaciones que suelen haber forzado ese gesto, también es una evidencia de un consumo excesivo de grasas y azúcares.

PATAS DE GALLO
Si van hacia arriba muestran un carácter romántico y alegre, pero por lo contrario, si tuercen su camino hacia abajo, denotan tristeza.
Las patas de gallo son un signo clarísimo de un mal funcionamiento del hígado.

CEÑO
Las arrugas en el ceño, en el centro de las cejas, indican que el individuo es propenso a enfadarse y a no estar de acuerdo con el resto de las opiniones.
Una arruga horizontal tiene dos posibles significados: una tendencia a las alergias o bien una libido disminuida.
Otro tipo de arrugas son las verticales, que aparecen en los extremos internos de la ceja. Si aparece en el lado derecho hace referencia al hígado, mientras que si aparece en el lado izquierdo se refiere al bazo.

ARRUGAS LATERALES EN LA FRENTE
Son signos de hipertensión arterial o sentimientos de angustia exteriorizados o reprimidos.

ARRUGAS VERTICALES ENCIMA DEL LABIO
Estas arrugas aparecen con facilidad en personas que han sido fumadoras durante mucho tiempo, pero también en aquellas que tienen algún tipo de desequilibrio con su propia sexualidad.

COMISURAS DE LOS LABIOS
Estas arrugas tienen diferente significado según el tipo:
Si están ladeadas hacia abajo sufre mucha tristeza y su vida está marcada por este sentimiento. Si están hacia arriba, es una persona alegra y positiva.
Línea larga que se acentúa al sonreír: pueden indicar un desequilibrio del páncreas y por lo tanto la posibilidad de padecer diabetes.
Línea más exterior, hacia la mejilla: Sistema reproductor débil.

HENDIDURA EN EL MENTÓN
Esta línea facial muestra una personalidad positiva, amable, sensata y prudente.

MEJILLAS
Las líneas de expresión marcadas en las mejillas manifiestan estrés, ansiedad y nerviosismo.

NARIZ
Si aparece una arruga al principio de la nariz, significa que la persona es propensa a las alergias. La punta de la nariz roja, es señal de que el corazón está trabajando demasiado.

«Las arrugas simplemente indican dónde han habido sonrisas» Mark Twain.

Si quieres ser un poquito más feliz, no dejes de leer el siguiente artículo.

Besos familia!